viernes, 24 de enero de 2014

Cosas que te pasan cuando eres mamá


Hola chicas!

Gracias a Claudia, una amiga, el otro día leí un artículo con el que me sentí muy identificada ;-), si no en muchas cosas sí en bastantes! Lo podéis encontrar aquí! Espero que os guste y también veáis que tenéis algo en común! Buen fin de semanaaaaaaaaa!



Hemos preguntado a las madres de www.wemothers.com qué significa ser madre. Esto es lo que nos han contestado. Eres madre cuando:

  • Haces más en siete minutos que la mayoría de la gente en todo el día.
  • Las horas felices se han convertido en los 60 minutos que pasan entre que acuestas a tus hijos y tú te metes en la cama.
  • Tienes mini sesiones de terapia durante todo el día con cualquiera que te quiera escuchar.
  • Ir al supermecado por tu cuenta es como irte de vacaciones.
  • Puedes experimentar el cielo y el infierno a la vez.
  • Mides el dolor físico en tres niveles: dolor, dolor intenso y pisar un lego.
  • Tienes la capacidad de escuchar un estornudo a través de puertas cerradas en medio de la noche, a dos dormitorios de distancia, mientras tu pareja ronca a tu lado.
  • Prefieres tener 40 grados de fiebre a ver cómo alguno de tus hijos sufren con ella.
  • Una ducha de 15 minutos con la puerta cerrada te parece como un día en el spa.
  • Hacer pis con público es parte de tu rutina diaria.
  • Usas toallitas húmedas para limpiar cualquier mancha y el salpicadero del coche.
  • Tienes una reserva secreta de chocolate, porque francamente, estás harta de compartir.
  • Llevas tres días lavando la misma ropa porque se te olvidó secarla.
  • Te das cuentas de que has estado viendo dibujos animados sola, aunque tus hijos lleven más de 30 minutos en la cama.
  • Puedes hacer la cena, dar de mamar, hablar por teléfono y gritarle a los niños, todo sin perder el ritmo ni saltarte nada del programa de televisión que estás viendo.
  • Te emocionas más con un catálogo de ropa infantil que con uno de ropa femenina.
  • Decides que te vas a quedar con tu coche la próxima década porque a) no te puedes permitir cambiar y b) no has encontrado ningún sitio para lavar coches que sepa cómo quitar las manchas de leche y de purpurina.
  • Al final del día, lavarte los dientes es un logro enorme.

1 comentario:

nimbus nim dijo...

jajaja, lo que me he reído pero es que es verdad!!! jaja
besos,